¡Sobrevive en este regreso a clases!

Después de casi tres meses de unas merecidas y necesarias vacaciones, todos los alumnos de la comunidad Lince debemos alistarnos para arrancar con un nuevo semestre de clases. Ya sea que estudies Licenciatura, Bachillerato o Posgrado, como alumno necesitas prepararte tanto física como mentalmente para una labor tan desgastante como lo es agarrar el ritmo de nuevo tras varias semanas de descanso y ocio. Sabemos lo difícil que puede resultar volver la rutina escolar, por ello te preparamos cinco consejos que pueden resultarte útiles para este regreso a clases.

1. Reajusta tus horarios de sueño:
Muy seguramente, durante las vacaciones, tu horario del día a día sufrió alteraciones serias: te desvelaste varios días a la semana ya que contabas con la posibilidad de levantarte a la hora en que tu cuerpo estuviese listo al día siguiente, tomabas todo el tiempo que necesitaras para realizar tus actividades diarias y no tenías el estrés de cumplir con tareas, proyectos o trabajos; sin embargo, esa etapa terminó y ha llegado el momento de regresar a una rutina diaria, por lo que es recomendable que acostumbres a tu cuerpo al horario de la jornada escolar durmiendo a horas adecuadas para lograr levantarte al día siguiente sin la preocupación de que se te haga tarde, puede resultar muy difícil al principio y probablemente los primeros días te sientas muy cansado y completamente fuera de lugar, pero es normal, te acostumbrarás y todo tomará su ritmo de nuevo… Sólo procura no posponer la alarma de tu celular más de dos veces.

2. Desayuna:
Con todo el ajetreo que representa llevar una vida de estudiante, el cuerpo y la mente necesitan combustible para funcionar correctamente, es por ello que un desayuno completo y balanceado es esencial para iniciar el día lleno de energía y cumplir debidamente con todos los deberes del día a día. Si no desayunas, tu cuerpo comenzará a reducir tu metabolismo y tratará de preservar la mayor cantidad de energía posible dando prioridad a actividades esenciales como mantener tu corazón latiendo, esto provocará que tengas más frío de lo normal, te sientas muy cansado y sin ánimos para realizar ninguna actividad, mientras más tiempo dejes pasar a tu cuerpo sin alimento, más tiempo durará el malestar. Recomendación: desayuna al menos media hora después de haberte levantado y procura incluir una pieza de fruta, carbohidratos y proteínas, como un tazón de cereal con leche y una manzana, por ejemplo.

3. Sé organizado:
Con todas las materias y las tareas de cada una de ellas, los horarios complicados y los interminables recorridos de un salón a otro, puede resultar muy sencillo que algunas cosas se nos escapen de la mente. Mantener un orden en nuestra rutina es muy importante pero no siempre es fácil, puedes ayudarte con una agenda, el uso de post-it o recordatorios en tu celular o Tablet para registrar tus tareas y las fechas importantes como las evaluaciones parciales o fechas de entrega de proyectos; igualmente recuerda mantener tu horario contigo para no perder ninguna clase, llegar a tiempo y ubicarte en el gran mundo que es el Campus Lomas Verdes.

4. Prepárate mentalmente para un nuevo semestre:
Todo lo que una nueva etapa involucra probablemente te ponga un poco nervioso: nuevos maestros, nuevas materias, nuevos compañeros y, sin lugar a dudas, nuevos desafíos. Es necesario que estés preparado para todo lo nuevo que estás por enfrentar, pues muchas veces tememos al cambio, sin embargo, verlo como una nueva oportunidad para crecer, hacer las cosas mejor que como las hiciste anteriormente, conocer nuevas personas y descubrir nuevas pasiones puede ayudarte a darte cuenta de que un nuevo inicio de clases no significa precisamente más estrés y cambios radicales, sino nuevas oportunidades y horizontes por descubrir. Asimismo tienes que darte cuenta de que gran parte de tu tiempo se va a destinar a los deberes de la escuela, así que tendrás que acostumbrarte a que el ocio y tiempo libre se verán reducidos, pero valdrá la pena, simplemente mantén la mira en la meta y verás que nada es tan difícil.

5. Ten una buena actitud:
La mente puede hacer grandes cambios en nuestras vidas, desde enfermarnos hasta curarnos. Está comprobado que para obtener buenos resultados en toda actividad que realices, el 20% debe ser talento y el 80% actitud, confrontar los retos con la mirada al frente y una sonrisa pueden hacer gran diferencia. Si te angustia el regreso a clases, trata de tener una actitud positiva y ver los puntos buenos de ello: volverás a ver a tus amigos, mantendrás tu mente ocupada, tendrás muchas cosas en qué pensar y aprenderás nuevas cosas. Trata de inyectarte motivación por medio de otros estímulos en tu rutina, como ir al cine cada viernes, salir a comer con tus compañeros o hacer cualquier actividad que te guste cada cierto tiempo. La escuela es importante, pero relajarte y consentirte de vez en cuando lo es también.

Si bien la escuela puede resultar un foco de estrés para muchos, hay muchas formas de sobrevivir a ella e incluso disfrutarla. Sigue estos sencillos consejos ¡y verás lo fácil que te resulta regresar a clases!

Redacción:
Oli de Regules

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s