Heladas delicias

helado

¿A quién no le gusta el helado? Hay que ser francos: en esta temporada de calor difícilmente vamos a abstenernos de darnos un pequeños gusto de vez en cuando y deleitar nuestro paladar con su deliciosa frescura así como la de una nieve, una paleta helada o un raspado. Todas estas son golosinas ideales para la cálida primavera y el verano vacacional y actualmente podemos encontrarlas fácilmente en cualquier tienda o supermercado, sin embargo… ¿alguna vez te preguntaste de dónde provienen? Si eres un fanático de los helados y con hambre de conocimiento, ¡continúa leyendo!.

El helado tiene un origen incierto y es difícil establecer en qué momento de la historia ocurrió su creación, lo que sí es certero es que data desde miles de años; hay quienes afirman que fueron los chinos quienes, incluso antes de Jesucristo y nuestro calendario, sentaron las bases de los postres helados con la majestuosa mezcla de la nieve de las montañas, miel y frutas de la temporada. Por otro lado, se ha mencionado que allá en la tierra de “Las Mil y Una Noches”, los Califas de Bagdad hacían una preparación similar en la que el ingrediente principal sería el zumo de la fruta, la llamaron “Sherbet” que significa “bebida” y es uno de los antecedentes de lo que hoy conocemos como helado pues, gracias a los viajes de un famoso explorador de nombre Marco, es que ahora podemos disfrutar de esa famosa paleta helada de zumo de fruta conocida como “Polo”.

Dada la poca accesibilidad con la que se contaba para enfriar y congelar productos en épocas anteriores, únicamente la nobleza se veía privilegiada con el deleite de dulces congelados hechos a base de fruta y agua; sin embargo, es hasta la época del Rey Carlos I en que un cocinero francés de la Corte Inglesa tiene la osadía de experimentar con sus ingredientes y los recursos de aquel país y es así como se inventa el helado hecho a base de leche y zumo. A partir de este hecho, surge en 1660 el “Café Procope”, un establecimiento ubicado en el corazón de la Ciudad de las Luces, París, en el que se servían todo tipo de alimentos, bebidas hechas a base de café y helados; al ser su dueño un italiano, sus compatriotas mostraron interés en aquel alimento frío y cremoso y es cuando surgen los famosos “Gelattos”. Finalmente, para el Siglo XIX aparece la primera máquina heladora automática y con ella se marca el inicio de la producción industrial y comercial del helado. Gracias a esto es que en la actualidad todos podemos disfrutar de estas deliciosas ambrosías congeladas.

Hoy en día existe ya una amplia variedad de helados, desde los ya mencionados como el “Sherbet” o el “Polo” hechos a base de agua y fruta, hasta el helado cremoso fabricado con leche. Igualmente se pueden clasificar según su elaboración, los helados industriales son aquellos que se elaboran a partir de ingredientes artificiales como colorantes y saborizantes para ser comercializados; por otro lado, también están los helados artesanales que son elaborados a mano y con ingredientes naturales; finalmente existen también los llamados helados suaves que son producidos industrialmente y dispuestos al público por medio de máquinas heladeras de las que se sirven a través de un grifo por el que sale el producto. Como ves, existen todo tipo de consistencias y presentaciones en toda clase de sabores para toda clase de gustos, ¿cuál es tu favorito? ¡Seguro que existe uno para ti!.

Ahora bien, pese a ser un alimento hecho a base de agua, leche o frutas, estas golosinas suelen tener un alto porcentaje de azúcar y/o grasa en su contenido neto. Si tú, como yo, eres un fanático empedernido de este postre, te recomiendo visitar un establecimiento que ha estado brindado sus servicios desde 1979: Nutrisa, una marca dedicada a la oferta de alimentos alternativos que promueve un estilo de vida más saludable entre la sociedad mexicana; entre sus productos están sus famosas paletas de leche, de agua, helados duros y helados suaves, siendo estos últimos los preferidos por el público en general pues ofrecen la posibilidad de personalizarlos con toda clase de toppings líquidos y sólidos: desde chocolate líquido hasta crema de limón, desde granola hasta galletas molidas, y lo mejor: ¡cada jueves se cuenta con una promoción de 2×1 en helados suaves! Si deseas compartir un delicioso momento con alguien especial cuidando lo que comes ¿qué mejor que con un par deliciosos helados reducidos en grasa y azúcar?. ¡Ah! Un tip más: por sólo $10.00 extra puedes tener la opción de “Topping ilimitado” por si deseas darte un pequeño gusto y divertirte un poco con la variedad que Nutrisa ofrece. ¿Qué esperas? ¡Seguro te encantará la experiencia!

Redacción:
Olii de Regules

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s